miércoles, 27 de junio de 2018

Reseña: Ofiucus Asciende (Zodíaco #4) de Romina Russell

¡Hola Tranceros! Bienvenidos a una nueva reseña en el blog, hoy vamos a hablar del final de una saga épica de la que tengo muchas cosas que decir. Pero además quiero invitarlos a ver el Hang Out de la lectura Conjunta que se organizó de este libro (les dejó el link aquí) para que vean distintos puntos de vista y opiniones diversas, debido a problemas de mi internet (¡Gracias Izzy!) no pude estar presente pero trate de estar en los comentarios y por ahí se colarón algunos jejejeje. Ahora sí, hablemos de Ofiucus Asciende (Zodíaco #4) de Romina Russell.



¡ATENCIÓN! Esta reseña podría contener spoilers de libros anteriores, si no has leído las reseñas de los otros libros te las dejo aquí, aquí y acá.
 
Vamos a comenzar con un resumen general de la saga en cuestión, Zodíaco (el primer libro) nos ubica en una galaxia muy muy lejana (lol) donde los planetas, constelaciones, etc. Corresponden a los diversos signos zodiacales, en medio de esto vive una joven llamada Rhoma Grace (ella es de Cáncer) quien cierto día ve una especie de advertencia o profecía que le advierte de la llegada o regreso del guardián del treceavo signo, Ofiucus, a partir de ese momento Rho se sumerge en una aventura que la lleva a recorrer la galaxia en búsqueda de una forma de salvar al Zodíaco de la perdición de Ofiucus. Conforme la historia va avanzando los retos de nuestra protagonista van evolucionando, amistades se pierden, muchísimos secretos se descubren y al final nos encontramos con este cuarto libro donde tendremos la resolución final de un conflicto que cimbra todo el universo. En el inicio de este libro nos topamos casi justo donde el tercero nos dejó, con una Rho que ha descubierto, por fin, la identidad de la persona que trabajaba desde las sombras, con Ofiucus en una forma física, con el reencuentro con la madre de Rho y con Nishi y Rho en manos del Partido del Futuro, al inicio de la novela todo es súper confuso pues Rho se encuentra atrapada en un mundo caótico de pesadillas que confunden tremendamente al lector y que hacen que nos metamos de lleno a la experiencia traumática de nuestra joven protagonista. Conforme la novela va avanzando vamos tomando un ritmo trepidante que nos lleva a ver un aspecto más humano del universo construido, en los libros anteriores la autora se había centrado en diversos aspectos, en el libro fue en el mundo y en el descubrimiento de Rho de sus capacidades, en el segundo libro fue en las diversas casas y planetas que conforman este universo tan vasto y en las relaciones interpersonales de Rho, el tercer libro fue de descubrimientos y conspiraciones a la par que se nos recalcaba el buen corazón clave de nuestra prota, pero en este cuarto libro la historia gira alrededor de la oscuridad que nuestra querida Rho (querida lo digo como sarcasmo porque yo ODIO a la protagonista) carga en su corazón, este libro habla sobre desiciones y consecuencias, habla sobre resoluciones, sobre guerra, muerte, pérdida y sobre todo, habla sobre como la oscuridad no logra vencer un corazón puro y bondadoso.
Tengo sentimientos encontrados con esta saga, en general hay cosas que amo con toda el alma y otras que odio con todo el corazón, por un lado me encanta la construcción de mundo que hay en toda la saga, me fascina viajar por la galaxia que ha construido la autora y conocer todos esos planetas inspirados en algo tan mitológico y místico como es el Zodíaco, amo como cada casa tiene aspectos tan bien definidos, por ejemplo, cada casa tiene sus propias leyendas, tecnologías, costumbres, tradiciones y hasta fauna y flora propia, incluso las personas que nacen en determinados planetas tienen aspectos físicos que automáticamente los ligan a su lugar de nacimiento. ¿Se dan cuenta de toda la cantidad de trabajo que una construcción de mundo así implica? Es de aplaudir. Amo los viajes que vemos a lo largo de la saga, que son perfectos para que esta construcción de mundo brille y que vayamos conociendo todo el zodíaco y a diversos personajes propios de cada casa, cada uno más interesante que el anterior (mis dos favoritas son Rubidum y Skarlet). Otro punto enorme a favor de esta saga es como se van desarrollando los acontecimientos, la autora logra mantener el suspenso y el interés del lector en todos los libros, pues quieres que todo fluya con armonía para saber más y más y cuando Ofiucus se une a la ecuación es como que tu cerebro hace ¡Bum! Y cuando las conspiraciones y piezas del rompecabezas van encajando y tomando forma es... wow...simplemente genial.
Pero, y siempre hay un pero conmigo, hay elementos que realmente hacen que esta saga no me terminará de encantar, el primero es nuestra protagonista: Rhoma Grace. Rho es la típica Marie Sue de turno (si no saben que demonios significa este termino les dejó este enlace de aquí), es increíblemente prodigiosa, es súper buena, con un corazón de oro, apenas tiene defectos y esta llena de virtudes, es la llave secreta para unir al zodíaco, todos la quieren y quienes la odian tienen un mal final o simplemente son malos malosos y claro, es increíblemente guapa, al grado que tiene dos galanes que mueren por ella (aunque su personalidad es menos interesante que la de un palo). ¿Si entienden mi punto? Rho es una chica sumamente....débil. Para ser un personaje protagónico de una saga tan fuerte Rho debería ser una chica realmente diferente, que fuera más inteligente y sagaz, independiente y que tomará desiciones más sabias, que fuera madurando conforme cada libro y fuera aprendiendo de las cosas que le pasan, pero no, Rho es una chica que depende de todos para ser salvada, es admirada sin tener cualidades realmente notables, no aprende de sus errores y comete cosas tan estúpidas como poner en peligro toda una misión con tal de salvar a una amiga, que sí que que bonito suena en la fantasía pero que en la vida real hay que ser prácticos y no llevarte en medio a personas inocentes por una sola. Rho en realidad es una protagonista sin chiste, plana, que cambia conforme la escena lo requiere pero que no tiene una personalidad en sí, los personajes a su alrededor como Hysan, Ofiucus, Acuario, etc. Presentan personalidades más interesantes que las de la misma protagonista y ella es la razón de que esta saga me haya sido tan difícil de leer, ella y su romance forzado (¿es que todas las novelas de jóvenes tienen que tener romance?), ella y sus malas desiciones, ella y su cambiante personalidad sin motivo ni razón...Me encantaría dar ejemplos de esto último peroooo no quiero hacer spoiler jejejeje
En resumen, Ofiucus Asciende es el cierre de una saga que comenzó increíblemente fuerte y que fue perdiendo fuerza conforme los libros avanzaban, gran parte fue culpa de su protagonista y de la tendencia de la autora a meter drama romántico donde no era necesario, pero que consigue mantener ese aire fresco hasta el final. La saga Zodíaco vale la pena ser leída gracias a su mundo fantástico tan bien construido, gracias a la diversidad de temas que toca, gracias a las enseñanzas que sabios del Zodíaco nos proporcionan y que resulta en una saga épica y genial que nos permite viajar por una galaxía construida en base a los signos zodiacales, a pesar de los puntos malos que comente quiero invitarlos a que le den una oportunidad a esta saga y descubran por ustedes mismos el fantástico universo que Romina Russell ha creado. Sin dudas tiene sus fallos, como todo, pero eso no quita que en medio de literatura juvenil destaque como un faro para los sedientos de cosas nuevas y que se sienta como un fresco trago de agua a mitad del desierto. No extrañaré a Rho pero si viajar por esa galaxia tan hermosa...

¡Felices lecturas!































3 comentarios:

  1. Hola, asi que te gusta mucho Rho jajaja. Bueno, los autores deberian darse cuenta que un oar de detalles pueden hacer una prota mas interesante, verdad? Que pena por la saga, pero igula para passar el rato, no?

    Buena reseña, un saludo :D

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    Las portadas son preciosas, pero no me animo a leerlos.
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  3. Holaaa
    Tengo pendientisimo leer esta saga, espero poder hacerlo pronto porque muero de ganas, pero es que la falta de tiempo me impide hacer nada de verdad... y encima no paran de salir libros y cada vez tengo más pendientes jajaja
    Un besazo grande!

    ResponderEliminar

¡Hola Trancero! Gracias por tu comentario, tu opinión es muy importante para nosotros n_n

Colaboraciones:

Nos interesa tu opinión, si tienes alguna duda, queja, comentario, sugerencia, eres una editorial o autor que deseas colaborar con nosotros o simplemente quieres decirnos Hola, envíanos un correo a:


trancedeletras@hotmail.com